Citas para viajar

El corazón de los hombres antiguos

むかしよりよみ置る哥枕、おほく語傳ふといへども、山崩川流て道あらたまり、石は埋て土にかくれ、木は老て若木にかはれば、時移り代変じて、其跡たしかならぬ事のみを、爰に至りて疑なき千歳の記念、今眼前に古人の心を閲す。
行脚の一徳、存命の悦び、羈旅の労をわすれて、泪も落るばかり也。

芭蕉松尾、奥の細道
Matsuo Basho, Sendas de Oku

mukashi yori yomi okeru utamakura, ōku katari tsutau to ie domo, yamakuzure kawa nagarete michi aratamari, ishi wa umate tsuchi ni kakure, ki wa rōte wakagi ni kawareba, toki utsuri daihen jite, sonoato tashika naranu koto nomi o, koko ni itarite utagu naki sensai no kinen, ima ganzen ni kojin no kokoro o essu.
angya no ittoku, zonmei no yorokobi, kiryō no rō o wasurete, namida mo ochiru bakari kana.

En relación con las expresiones puestas en los poemas de tiempos lejanos, de las que tantas historias se nos han transmitido, las montañas se derrumban, los ríos se derraman y los caminos se reforman, las piedras se esconden hundiéndose en la tierra y los árboles son sustituidos seguramente por retoños. El tiempo cambia, las edades mutan y aquellos restos devienen inciertos, pero aquí me alcanza sin duda una memoria de mil años y ahora, ante los ojos, examino el corazón de los hombres antiguos.
Virtud de la peregrinación, alegría de estar vivo, me olvido del esfuerzo de andar vagando y, ¡ay! nada más que lágrimas cayendo.

 


El poeta Arcadio Pardo, sobre el viaje

El viaje es la amplitud, el ensanchamiento, el ofrecimiento de uno a lo ajeno y la incorporación de lo ajeno a uno mismo. Hay los paisajes familiares y los paisajes extramuros y todos se entrelazan y se fecundan.
Yo me siento bien, incorporado a la lejanía. Debe de ser algo atávico que persiste en mí y me enriquece.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Back to Top ↑